Cuentos vivos

17,95 €
Impuestos incluidos

ANTES 39,50€

"Cuentos Vivos" editados en 1882, creados entre 1878 y 1881, es uno de los primeros precedentes de la historieta en España. 

Cantidad
Fuera de stock

  • Pedidos   enviados mediante mensajería, a través de Tourline Express, con servicio de 48 horas (solo península), tarifa 5.95 €. Envío gratuito a partir de 120 €. Correo Certificado, tarifa según peso (consultar importe), con servicio de 48 horas (península, canarias, Baleares, Melilla y Ceuta) Pedidos enviados mediante mensajería, a través de Tourline Express, con servicio de 48 horas (solo península), tarifa 5.95 €. Envío gratuito a partir de 120 €. Correo Certificado, tarifa según peso (consultar importe), con servicio de 48 horas (península, canarias, Baleares, Melilla y Ceuta)
  • No dude consultarnos cualquier duda (950 145 075 moviolacomics@yahoo.es) No dude consultarnos cualquier duda (950 145 075 moviolacomics@yahoo.es)

Edición: 2006
Guión: Apeles Mestres
Dibujo: Apeles Mestres
Elaboración: Cartoné apaisado, b/n, 79 páginas
Editorial: Glenat

«Apeles Mestres fue un artista de esos que ahora se llaman multifacéticos: fue dibujante, caricaturista, ilustrador, poeta, dramaturgo, músico, floricultor, escritor, publicitario cuando la publicidad no era una profesión, periodista gráfico, pintor y uno de los padres de la historieta catalana y española. En fin, un grande de los bien grandes que se merecía ser rescatado de la caja aquella que hay sobre el armario donde el abuelo guarda esas revistas llenas de polvo. 

Y para eso, justamente, está nuestra Colección Patrimonio de la Historieta que recupera en un libro la serie Cuentos vivos con que Apeles Mestres hizo camino al andar en los tebeos allá por la década de 1880. Para más jugosos datos, nuestra edición seguirá el modelo de la edición barcelonesa de 1898 realizada por otro gran maestro de fines del siglo XIX, el editor y encuadernador Hermenegildo Miralles.» 

"Cuentos Vivos" editados en 1882, creados entre 1878 y 1881, es uno de los primeros precedentes de la historieta en España. 

Apeles Mestres utilizó para esta obra la nueva técnica que en Europa se estaba difundiendo y que había llegado a Barcelona de la mano de la imprenta Verdaguer: el fotograbado (la utilización de técnicas fotográficas para obtener una reproducción fiel de un dibujo). Como Apeles Mestres se dedicaba al dibujo a la pluma, esta técnica le fue como anillo al dedo. 

Respetando el formato y tamaño originales, la tipografía y el ahuesado del papel, (incluso en el prólogo se ha usado un tipo de letra que recuerda a los tipos de la imprenta decimonónicas), esta obra no sólo es un muestrario de historietas primitivas, también un libro deliciosamente ilustrado y un regalo para bibliófilos. 

Incluye los cuentos: "El conde tal"; "La sonda"; y "Cuatro hombres y un cabo".