Solo para moscas

10,00 €
Impuestos incluidos

ANTES 32.00 €

Si por un instante nuestros ojos tuvieran la proporción que ocupan el rostro de una mosca comenzarían en las cejas para acabar cerca de la comisura de los labios (labios que por otra parte, que no resistirían comparación con esa hermosa trompa peluda que hace de boca en el díptero, que chupa y no mastica, encuentra y no busca). 

Cantidad
Últimas unidades en stock

  • Pedidos   enviados mediante mensajería, a través de Tourline Express, con servicio de 48 horas (solo península), tarifa 5.95 €. Envío gratuito a partir de 120 €. Correo Certificado, tarifa según peso (consultar importe), con servicio de 48 horas (península, canarias, Baleares, Melilla y Ceuta) Pedidos enviados mediante mensajería, a través de Tourline Express, con servicio de 48 horas (solo península), tarifa 5.95 €. Envío gratuito a partir de 120 €. Correo Certificado, tarifa según peso (consultar importe), con servicio de 48 horas (península, canarias, Baleares, Melilla y Ceuta)
  • No dude consultarnos cualquier duda (950 145 075 moviolacomics@yahoo.es) No dude consultarnos cualquier duda (950 145 075 moviolacomics@yahoo.es)

Edición: 2012

Guion: Micharmut

Dibujo: Micharmut

Elaboración: Cartoné. Color. 272 páginas.

Editorial: De Ponent

 

Si por un instante nuestros ojos tuvieran la proporción que ocupan el rostro de una mosca comenzarían en las cejas para acabar cerca de la comisura de los labios (labios que por otra parte, que no resistirían comparación con esa hermosa trompa peluda que hace de boca en el díptero, que chupa y no mastica, encuentra y no busca). Y sólo nos referimos al nivel visual de la estampa; porque lo verdaderamente importante, lo maravilloso en los ojos de la mosca, es su mirada. Con esta escueta y sencilla premisa: averiguar la mirada del insecto, comenzó Sólo para Mosca" allá en el 2008, como un blog perdido en el marasmo en movimiento de las redes informáticas que nos vigilan sin tregua y nos anotan. Así fue como encasquetado con esos ojos de mosca me aventuré a la calle con la sana intención de averiguar que estaba sucediendo en esa realidad de la mosca que, contrariamente a la humana, era desapasionada y poco dada al esquema impostado que tanto nos gusta a los humanos". Micharmut.

2 Artículos